En français et dans Le Monde

Ce qui a été le plus justement écrit sur cette chose, expo sonore, osni (objet sonore non identifié) en français. Un grand merci à Marie Eve. Nous avons sur ce pays bien des émotions et des souvenirs en commun  !

Les sons de la guerre

LE MONDE CULTURE ET IDEES |  30.10.2014 à 15h16 • Mis à jour le 30.10.2014 à 15h17 |Par  Marie Delcas (Bogota, correspondante)

Entre les livres, les visiteurs du Centre culturel Garcia Marquez de Bogota se tiennent immobiles. Le casque sur les oreilles, ils écoutent, attentifs, les échos de l’interminable conflit de leur pays. Enregistrés par une journaliste française, Christine ­Renaudat, et revisités par 28 compositeurs de ­Colombie et d’ailleurs, ces fragments ­sonores sont l’objet de l’exposition ­ « Intersticios Sonoros » …Affiche de l'exposition ­ « Intersticios Sonoros  », à Bogota.

Le son d’un fusil-mitrailleur que l’on recharge devient percussion, une harangue militaire se transforme en mélopée. « La plupart des gens qui viennent mettent les casques sans savoir ce qui les attend », souligne Christine Renaudat. Au total, 14 bornes sont dispersées. Devant la porte de la librairie, un tas de bottes en plastique, de celles que portent à la campagne paysans, guérilleros et milices. La guerre en Colombie est rurale, son bruit, partout angoissant.

la suite: http://www.lemonde.fr/acces-restreint/arts/article/2014/10/30/6d6a639b666771c5946c6163669e6d_4515329_1655012.html

ou écrivez-moi, je vous l’envoie…

Anuncios

Bogotá – San Salvador – México – aquí

_DSF5889

Yep! Estamos en este momento sonando en Bogotá, con los 28 Intersticios Sonoros -Sonema, En Tiempo Real -nacidos de este proyecto (librería del Centro cultural Garcia Márquez). Estamos también en San Salvador, en La Casa Tomada, con el Memorial y 6 Intersticios.

Al Memorial  le dieron el 10 de octubre (estaba en un vuelo, regresando a casa) el segundo lugar en la Bienal Internacional de Radio de México en la categoría “Inclusión social y construcción de ciudadanía”. Me hace muy feliz. Aún no puse el sonido completo de la expo en la web, porque fue pensada para una instalación y está, de hecho, instalada en este momento en un lugar “real y de verdad” en El Salvador, con todas sus botas y sus sombras (bajo el cuidado de una gente muy bien; al lado de la huerta de permacultura más linda del mundo; cerca de una sala donde ensaya un coro de adultos mayores todos los días; y junto a un patio donde se puede tomar cervezas escuchando caer la luvia, pensando “cabal, no me puedo mover de aquí, arreció la tormento ” y tal, y cual…).  Allá la dejo, mejor que en la fría web, por ahora.

Por otro lado, la pieza sonora Maldita Primavera, que también presenté como instalación el año pasado, sobre un tema muy diferente (aunque…) se llevó la primera mención honórifica en la categoría de Radio arte, en la misma Bienal. Esto no me hace feliz: me deja perpleja. Mi mamá, seguro, llamó para recomendarme…